Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando las entradas de agosto, 2018

La historia de un lápiz que quería ser un lapicero.

Dios siempre tiene un propósito para nosotros. Este lápiz fue tomado de un hermoso roble y pulido hasta su perfección dejado con forma hermosa por una máquina que lo creó. Su interior estaba compuesto de carbón de otro árbol caído. Su nombre era No. 2 y estaba esperando su momento para salir al mundo. Cuando este momento llego fue tomado por un estudiante universitario que inmediatamente lo metió en una máquina para sacar de el aquel carbón que había sido puesto en el. Este proceso fue bastante doloroso para No. 2 y realmente no entendía el porque lo que todo parecía un cuento de hadas en sus primeros tiempo de vida se convertiría en una pesadilla en su futuro. Su cabeza pasaba constantemente por el papel en blanco para enmendar los errores de aquel estudiante. Su cuerpo no salía de la boca de este el que contantemente lo mordía basado al estrés por el cual el estudiante pasaba. Una noche, No. 2 conoció por primera vez un lapicero y comenzó a observar su comportamiento y su b…

En un Orden Divino Tomamos Vuelo.

Dios es un Dios de orden.

De alguna u otra manera sentimos que no estamos listo para el camino que Diosquiere que sigamos y servirle en nuestra estadía en el plano de la forma. Ni aún los 12 Discípulos de Jesús estaban preparados para sus diferentes ministerios. Moisés tuvo que vivir 40 años exiliado de sí mismo para poder comprender cuál era su misión y aún sentía que no estaba listo para brindarle a Dios su tiempo y espacio.
Solo Dios sabe cuando es hora de que alcemos vuelo.
- Dios tiene un orden para las cosas que solo Él conoce.
Jesús nació, creció y murió conociendo su propósito en la tierra. Duro 40 días en el desierto preparándose para el ministerio que lo acompañaría. Él sabía cuál era su verdadera misión y su propósito de vida el cual fue tan poderoso que hasta el sol de nuestros días retumba lo que paso aquel día de su crucifixión en diferentes lenguas y religiones. "De cierto, de cierto os digo: Antes que abraham fuese, yo soy" (Juan 8:58)
Dios nos envió a la tier…